Vallnord cierra la temporada después de vender 755.000 días de esquí

Share with:

FacebookTwitterGoogleTumblrLinkedInPinterest


Vallnord

La estación de esquí de Vallnord cerró el pasado lunes 25 de abril el sector de Aracalís, el único que permanecía abierto después del cierre de Arinsal y Pal el 17 de abril. De esta forma Vallnord da por cerrada la temporada de esquí 2010-2011. Las instalaciones se abrieron el pasado 17 de noviembre y des de entonces se han contabilizado 755.000 días de esquí. La estación de esquí hace una valoración positiva de la temporada marcada por un entorno de crisis y por unas nevadas temporadas que han propiciado una sensación de poca nieve entre los esquiadores de proximidad. Pese a ello, el inicio de la temporada fue excelente y durante el puente de la Purísima se registró una afluencia el 20% superior a la del año anterior por las mismas fechas.

El calendario de este invierno, pero, presentaba dificultades para el turismo de nieve. La coincidencia de los días de Navidad y Año Nuevo en sábado, la ausencia de puentes como el de San José, que también cayó en sábado, o la Semana Santa a finales del mes de abril, no han ayudado a aumentar las cifras finales. No obstante, a finales de marzo las ventas se situaban ligeramente por encima de las logradas la temporada anterior. Las insólitas temperaturas de finales de marzo y el mes de abril, más próximas al verano que las habituales en esta época del año, han provocado que la mayoría de los esquiadores diesen por cerrada la temporada antes de tiempo, pese al esfuerzo de los sectores por mantener las mejores condiciones posibles.

El mercado español, el más perjudicado por la crisis y el más sensible a las condiciones meteorológicas y de nieve, representa casi el 70% de la clientela de Vallnord. Sin embargo, la diversificación de mercados emisores de los que disfruta Andorra ha permitido defender óptimamente la temporada. La estabilización del mercado británico, el importante aumento del ruso y la llegada de esquiadores de los países nórdicos, Polonia, Alemania y otros países del norte de Europa, han ayudado a compensar la pérdida de esquiadores de proximidad.

Share with:

FacebookTwitterGoogleTumblrLinkedInPinterest


También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *